Habiendo repasado el sistema de tiradas y la importancia de la humanidad en esta nueva edición de Vampiro: la mascarada, tan sólo queda echar un ojo a la ambientación y cómo ha evolucionado la metatrama.

En tema de reglas vampíricas, siguen vigentes las Seis Tradiciones presentes en las ediciones antiguas: la Mascarada, el Dominio, la Progenie, la Responsabilidad, la Hospitalidad y la Destrucción. Pero el mundo humano ha espabilado, las grandes naciones se han unido en secreto para aniquilar a estos monstruos que acechan en la noche y han formado una Segunda Inquisición. El Servicio Secreto Vaticano, la CIA y la NSA dan caza cada noche a aquellos que descuidan sus actos. Pero el secreto no ha sido comunicado a voces por todo el mundo, cada redada se etiqueta de arresto, violencia callejera o similar. Quizá lo más bestia haya sido el ataque a la Capilla Central de Viena, donde prácticamente un clan entero fue destruido bajo la excusa de un “ataque terrorista”.

Después de aquello, la sociedad vampírica empezó a darse cuenta que no era tan invulnerable como creía y movilizaron a los suyos para protegerse del exterminio. Los hackers Nosferatu eliminaron toda información acerca de vástagos, se hizo un comunicado dentro de la Camarilla para que nadie utilizase internet para comunicarse con otros como ellos, con amenazas de caza de sangre si comprometían la Mascarada. Incluso hicieron un concilio en el que pactaron con los Anarquistas para mantener la Mascarada, aunque la tensión entre ellos todavía es palpable en el ambiente. Las ciudades ya no son lo que eran, ser el Vampiro más importante e influyente de la ciudad es más peligroso que nunca, por lo que no es raro ver constantes cambios en el poder. Además, los Antiguos están desapareciendo debido a algo que describen como “La Llamada”, algo que hace que sientan la necesidad de ir a Oriente.

El Sabbat está prácticamente extinto debido a los humanos, digamos que nunca se han preocupado por las apariencias y por eso la Segunda Inquisición les ha pasado factura.  Los pocos supervivientes que quedan están ocultos en alguna parte, preparándose para dar el gran golpe. Los vampiros de nuevas generaciones son más abundantes que hace años, no es raro encontrarse con generaciones treceavas o catorceavas, generaciones que manifiestan rasgos muy humanos como resistir la luz del sol de manera diferente.

Da la impresión de que con este manual se pretende acabar con los vampiros omnipotentes y dar la oportunidad de jugar generaciones algo menos poderosas. Puesto que estamos preparando un par de partidas para jugarlas en un par de semanas, es muy posible que hagamos una última reseña de V5 para cerrar este ciclo de análisis con todas aquellas cosas que nos han gustado y las que no al llevarlas a la práctica.